Por Juan Martín Rinaldi (Periodista TyC Sports)

Es difícil describir la magnitud de lo que representa para el handball argentino lo que consiguió en este domingo Diego Simonet: campeón de la Champions League de handball en Europa y elegido el Jugador Más Valioso de la Final. Nunca un handbolista argentino llegó tan lejos, y hasta parecía difícil de pensar un sudamericano elegido el mejor del torneo más importante a nivel de clubes del mundo, justamente en Europa, los inventores y dominadores históricos de este deporte.

El Final 4 disputado en colonia, Alemania, tenía guardado indudablemente un lugar especial para el central argentino. Primero en la semifinal, dónde el Vardar de Macedonia, campeón defensor, preparó un esquema defensivo muy efectivo contra el Chino, que pudo lanzar pocas veces al arco, pero sin embargo a 20 segundos del final y con el partido empatado, consiguió el gol del pase a la final. Y en el partido decisivo, un recital del argentino: conducción. liderazgo, goles con lujos y un cierre holgado para vencer al Nantes y conquistar Europa.

Si hasta emocionaba ver a Diego celebrar en la cancha con la bandera argentina sobre sus hombros, con sus papás, ex jugadores de la selección argentina en la tribuna, y su novia Sol, embarazada de 4 meses, también testigos de la página más gloriosa de un handbolista argentino en toda la historia. Y con el título en sus manos, Diego viajará la semana próxima a Cochabamba para sumarse a la Selección Argentina en los Juegos Odesur y luego a Groenlandia a buscar la clasificación al próximo mundial.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here