El Peque fue derrotado ante el número dos del mundo por 7-6 y 6-4 en la segunda ronda del Masters 1000 de Shanghai.

Roger Federer fue mucho para Diego Schwartzman, que se quedó sin argumentos ante uno de los mejores de la historia. A pesar de que luchó, frente a la jerarquía del suizo poco se puede hacer.

En una hora y 33 minutos, el genio se quedó con el partido y llegó a la victoria número 40 del año. Se medirá en tercera ronda ante Alexandr Dolgopolov.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here