En lo que fue su presentación en la Superliga, el Sabalero igualó sin tantos ante Patronato. Ahora se viene Sao Paulo por la vuelta de la Copa Sudamericana.

En el Bartolomé Grella, Patronato y Colón constituyeron un 0 a 0 que no tuvo nada que ver con lo que se cristalizó en el campo de juego. Ambos equipos tuvieron numerosas oportunidades de gol para abrir el marcador, pero las buenas actuaciones de los dos arqueros así como también la falta de contundencia llevaron a que firmen tablas. Mención especial para el árbitro Pedro Argañaraz, de mal performance, perjudicando al local.

En el global, fue un tiempo para cada uno. En la etapa inicial, Colón cedió la iniciativa parte por voluntad propia y parte por el correcto trabajo de su rival. Sin embargo, en dos jugadas mostró su poderío ofensivo: primero Correa, exigiendo a Bértoli, y luego Mariano González, con un remate que se fue alto, pudieron romper el cero. El Patrón respondió con un cara a cara de Barceló donde Burián achicó a la perfección y se quedó con el balón en dos oportunidades.

A los 31′ llegó la primera mancha del encuentro, cuando Argañaraz no sancionó un penal para el local por una mano de Olivera dentro del área.

En los últimos quince minutos de ese período, Colón emparejó el juego. Alan Ruiz comenzó a aparecer con más frecuencia y el equipo a recuperar con más rapidez. El zurdo puso a Colón cerca de abrir el marcador con un remate que se fue pegado al poste izquierdo de Bértoli. La última de esta etapa sería para el local, donde Burián sería nuevamente protagonista al efectuar un gran rechazo ante un tiro a quemarropas de Royón.

Los primeros veinte minutos del complemento fueron de dominio exclusivo de Colón. Su juego adquirió fluidez y creó situaciones de peligro claras. Sin embargo, también quedó cristalizada su falta de poder de gol. A los cinco minutos, Bértoli le sacó un terrible remate a Mariano González dentro del área. Cuatro minutos después, el mediocampista volvió a ser protagonista pero en el otro área: le sacó una pelota a Vera, que había conectado un córner, en la línea.

A pesar de ser dominador del juego, dos errores de Toledo casi dejan al Sabalero con las manos vacías. A los once minutos, cometió una tonta falta al borde del área donde Carabajal terminaría impactando en el poste. Y pasada la hora de juego, derribó a Sperdutti dentro del área, sin embargo, Argañaraz observó que fue fuera.

En el último tramo de juego, la disputa se equilibró a pesar de que cada vez aparecían más espacios. Ambos equipos comenzaron a mirar con cariño el empate, que fue lo que finalmente terminaría ocurriendo. La última fue para Colón, con un cabezazo de Leguizamón que se fue pegado al poste izquierdo de Bértoli.

Fue empate en Paraná. A Colón, los hinchas presentes en el Bartolomé Grella, le pidieron que el jueves “cueste lo que cueste”. Se viene Sao Paulo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here