A través de una publicación en su Twitter personal, el bahiense le puso fin a su actividad profesional. Fueron 23 años que lo convirtieron en el mejor basquetbolista argentino de la historia.

Este martes 27 de agosto marcará un antes y un después en la vida del básquet argentino. Es que Emanuel Ginóbili finalizó con la incertidumbre de todos los fans que deambulan por las distintas partes del mundo al comunicar su decisión de finalizar su carrera. A sus 41 años, se termina su actividad, comienza la leyenda.

La carrera del Genio comenzó en 1995 en el Club Andino de la Rioja. Ese año fue mencionado como el mejor debutante. Luego pasó a Estudiantes de Bahía Blanca, donde fue seleccionado como el MVP en el Juego de Las Promesas. Serían las únicas dos camisetas que vestiría en el país.

Entre 1997 y 2002 jugó en el básquet italiano. Más precisamente en el Basket Viola Reggio Calabria y el Kinder Bolonia. En este último equipo consiguió dos Copa Italia, elegido en una de ellas como MVP, una Liga -también elegido MVP-, y una Euroliga, donde se quedó con el MVP de las finales.

Desde el 2002 hasta la actualidad, ha participado ininterrumpidamente de la NBA con los San Antonio Spurs, donde se convirtió en ícono junto a Tony Parker y Tim Duncan. Allí consiguió cuatro anillos: 2003, 2005, 2007 y 2014. Además, fue dos veces elegido para disputar los All Star.

Su vida con la Selección Argentina comenzó en 2001. De allí, conquistó cuatro medallas de oro -FIBA Américas 2001, Juegos Olímpicos de Atenas 2004, FIBA Diamond Ball 2008 y FIBA Américas 2011-, una de plata y dos de bronce.

La publicación de Manu:

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here